laboursolidarity.org
Banner Ukraine Banner Ukraine
La policía allana sede de la KCTU
Corea del Sur

La policía allana sede de la KCTU

  • Facebook
  • Twitter

Lee Hyo-jin

El sindicato más importante de Corea condenó enérgicamente al gobierno el pasado jueves 19 de enero, después de que, la víspera, sus oficinas fueran asaltadas por la policía y el servicio de espionaje. El sindicato amenazó con organizar una huelga nacional en respuesta a lo que considera una persecución de las actividades sindicales.

El miércoles por la mañana, la Agencia Nacional de Policía (NPA) y el Servicio Nacional de Inteligencia (NIS) allanaron casi una docena de oficinas de la Confederación Coreana de Sindicatos (KCTU) por supuestas actividades de espionaje vinculadas a Corea del Norte.

El NIS dijo que había obtenido una orden de allanamiento del tribunal contra el sindicato, acusado de violar la Ley de Seguridad Nacional.

Además de la sede del KCTU, en el centro de Seúl, y la oficina del Sindicato Coreano de Trabajadores de la Salud y la Medicina en Yeouido, las autoridades efectuaron simultáneamente allanamientos en la oficina del Sindicato de Trabajadores de KIA Motor, en Gwangju, y en los domicilios de cuatro sindicalistas presuntamente sospechosos de violar la ley, que prohíbe las “organizaciones antigubernamentales”, que se fusionó con la ley anticomunista en los años ochenta.

Los responsables de la KCTU trataron de impedir la entrada de los agentes, exigiendo que la operación se realizara en presencia de un abogado, pero los investigadores prosiguieron y llevaron a cabo el allanamiento, que duró aproximadamente 10 horas.

Según el sindicato, es la primera vez que la agencia de espionaje allana la sede del KCTU por una supuesta violación de la ley.

El jueves, el sindicato convocó una conferencia de prensa en la que denunció al gobierno por "escenificar un espectáculo para encubrir sus propias faltas".

"La redada de ayer no fue más que un montaje del Servicio Nacional de Inteligencia, que había recibido órdenes del presidente Yoon Suk-yeol", declaró Yang Kyung-soo, responsable de la KCTU, e indicó que fueron desplegados unos 1.000 policías para asaltar una sola oficina de su pequeño local.

Dijo que el gobierno actual abusa de la “obsoleta” Ley de Seguridad Nacional para perseguir al sindicato, y que sus miembros lanzarán una huelga nacional el 1 de mayo, Día de los Trabajadores, y en julio para protestar contra las recientes acciones de la administración.

Funcionarios del NIS dijeron que la operación se llevó a cabo contra miembros del KCTU, no contra el conjunto de la organización.

La agencia de espionaje, que llevó a cabo una investigación conjunta con la policía, afirma que varios altos dirigentes de la KCTU se habían reunido con agentes norcoreanos en 2017 y 2019 en el extranjero -posiblemente en Vietnam y Camboya- y que habían recibido órdenes de los mismos.

El operativo del miércoles [19 de enero] forma parte de la intensa investigación que lleva a cabo la agencia de espionaje sobre militantes de izquierda y grupos cívicos sospechosos de intentar llevar a cabo actividades antigubernamentales a instancias del Partido de los Trabajadores de Corea del Norte. Desde el pasado diciembre, los investigadores han registrado los domicilios y oficinas de los principales sospechosos en Jeju, Jinju, Jeonju y Changwon.

Los investigadores también declararon que el registro de la oficina de la KCTU es un caso separado de las investigaciones en curso.

Sin embargo, se observó que ambos casos tenían modelos similares en materia de supuestas actividades de espionaje. Los sospechosos se reunieron con agentes norcoreanos en el extranjero y luego conspiraron con otros miembros en Corea para organizar un grupo clandestino antigubernamental vinculado a Corea del Norte.

En otro caso, la policía registró el jueves 14 oficinas y residencias del sindicato de la construcción de la KCTU y de la Federación de Sindicatos Coreanos, en el marco de su investigación en curso sobre presunta corrupción.

Las autoridades encargadas de la aplicación de la ley suponen que algunos miembros del sindicato coaccionaron a los empresarios para que contrataran a algunos trabajadores y los extorsionaron. La Agencia Nacional de Policía dijo que tomaría medidas enérgicas contra las actividades sindicales ilegales y erradicaría las prácticas corruptas en las obras de construcción.

Artículo publicado por The Korea Times, 19-1-2023

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • Instagram